Yo no como pezqueñines

Cuadernillo modesto con aspiraciones en el que iremos desgranando lo que preocupa a nuestra cabeza pensante. Incluye algunas recetas de cocina fáciles y sabrosas.

Mi foto
Nombre:
Lugar: Toledo, Toledo, Spain

miércoles, octubre 11, 2006

Vecinas Invasoras

Esta semana he tenido un encuentro (mejor, un desencuentro) con una cucaracha.
Ya sabía que estos bichos son unos supervivientes natos de todo tipo de catástrofes naturales y/o artificiales, pero es que me ha impresionado muchísimo esta situación en particular:
Hace un par de semanas tuvimos que utilizar un spray anti cucarachas en el sótano del local donde trabajo porque habíamos visto varios insectos de esta especie (Periplaneta americana). Todo quedó en una intoxicación aguda (la de mi jefe) y varias quejas de clientes por el olor "como a pintura" (y yo pensaba "si tú supieras...").
El lunes por la mañana estamos mi compañero y yo charlando de nada en particulas y de repente me dice: "No te muevas que la tienes detrás". Yo me doy la vuelta sin hacerle caso, evidentemente, y aparece ante mis ojos una cuca. Debo decir en su defensa que no era de las más grandes que yo he visto, pero a mi me impresionan todas. Lanzo un gritito ridículo y me quedo estupefacta al comprobar cómo la Periplaneta americana pega un saltito y corre en sentido contrario a mi. Esto parece una chorrada según lo cuento, y lo es, pero me pareció muy curioso comprobar que estos bichos son capaces, no ya de detectar un sonido, sino de distinguir de donde viene y saber que significa una amenaza para ellos. De hecho, terminó espachurrada bajo la zapatilla de mi compi. No es ninguna tontería. Me he criado en el campo y sé que los escarabajo, por ejemplo, no se inmutan por oirte gritar ni nada parecido, pero las cucarachas sí, y me imagino que ése es uno de sus puntos fuertes para haber mantenido la especie casi sin cambios en el último millón de años.
Huelga decir (me encantan estas palabras) que a mi jefe casi le da un infarto al enterarse de que las vecinas han conseguido salir del sótano pese a los litros y litros de insecticida/biocida gastados.
Pues esta tontería me ha ocupado las horas que habitualmente dedico a pensar en la lista de la compra semanal, ya ves tú qué cosa más absurda.

3 Dígamelo:

Blogger GUINEVERE said...

¡Me muero si veo una cucaracha! Argggg, que asco.

Es curioso pero aquí en Alemania nunca he visto una. Debe ser por el clima tan frío que aquí no se dan. Mejor así, ufffff.

Olvida lo de la invitación a una rebanada de pan :P

Besitos

12:55 a. m.  
Blogger LaReinadelosMares said...

Que hablo de mi trabajo, no de mi casa. Hoy mismo he fregado el suelo y se puede comer directamente en él de lo limpio que está.

Besos.

6:16 p. m.  
Blogger Lord Brithuss said...

Pues si yo contase todo lo que he visto en pisos de estudiantes (ajenos, afortunadamente) daría para todo un tratado de guarrería y hediondez humana. Por supuesto, en semejantes entornos, las cucas estaban como en el Ritz, vamos.

L.B.

1:20 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home